Oportunidades para el año sabático
Oportunidades para el año sabático
everst / Shutterstock.com

Los programa de año sabático pueden implicar cualquier cosa desde voluntariado, o viajar, cultivar o hasta incluso estudiar, o cualquier combinación que puedas imaginar. No hay definición clara de un año sabático porque son individualizados a las personas que los toman. Mientras que un estudiante puede trabajar por nueve meses para financiar tres meses de viaje a solas, otro estudiante podrá costear un programa de año sabático todo incluido. Algunos estudiantes pueden soñar con estudiar formalmente portugués en Brasil mientras que otros pueden elegir mudarse a Francia, trabajar como niñeros, y sumergirse por sí mismos en la cultura de esa manera.


La siguiente lista ofrece una idea de las opciones que están disponibles, pero no es con todo incluido. Habla con tu consejero de la escuela secundaria. Busca programas a través de tu escuela prospectiva. Postúlate a trabajos en tu ciudad natal. Haciendo una pequeña búsqueda por ti mismo te ayudará a encontrar el mejor año sabático para ti.

Participa en un programa de año sabático.

Las Ferias de Año Sabático de EEUU ofrecen ferias alrededor del país para exponer a los estudiantes a sus opciones de programas de año sabático. Si no hay una feria cerca tuyo, el sitio web ofrece una lista de (y enlaces hacia) todos los programas que pueden estar publicitados en una feria. Pueden estrechar tu búsqueda por tipo: académico, aventura, conservación, cultura, servicio, viaje o trabajo. La Asociación Americana Sabática mantiene una lista de programas de año sabático acreditados que adhieren a altos estándares de educación y la seguridad de sus participantes.

Pensar Más Allá de las Fronteras ofrece programas de año sabático que combinan inmersión cultural con educación. Los programas de año sabáticos son todos diferentes; pueden implicar viaje, voluntariado, pasantías, inmersión cultural o algunas combinaciones. Ciertos programas pueden solo viajar a Asia mientras que otros se enfocan en Sudamérica. Elegir un programa es generalmente más costoso que ser voluntario sin fines de lucro, encontrar una pasantía o trabajo, o viajar con un presupuesto. Sin embargo, los programas organizados pueden ofrecer experiencias que costarían encontrarlas de otra manera.

  • Solicitar ingreso a programas de año sabático: Las fechas límites de solicitudes varían por programa y duración de programa. Por ejemplo, Pensar Más Allá de las Fronteras ofrece un Semestre Sabático en Asia, lo que significa que hay dos fechas límites, una para el otoño (31 de julio) y una para la primavera (15 de enero). Oyster Worldwide vincula a estudiantes con voluntariado internacional y oportunidades de trabajo a lo largo del año. Su búsqueda permite a los participantes potenciales introducir su tipo de proyecto ideal, destino, la duración del viaje y cuándo les gustaría empezar y devuelve las posibles oportunidades. Si has perdido la fecha límite para un programa anual, hay muchos programas más cortos para los cuales te puedes postular. Considera trabajar en otro proyecto (trabajo, voluntariado) más cerca de casa hasta que puedas irte. Sin embargo, si incluso estas recien pensando en un año sabático, comenzar tu búsqueda lo más temprano posible (mucho antes de la graduación de la secundaria) te garantizará un rango de opciones.

Voluntariado.

Puede ser voluntario tanto en el extranjero como en el país, para una gran organización sin fines de lucro o una pequeña, local. Sin embargo, hay desventajas de ser voluntario en el extranjero, como se destacó en el Huffington Post: A menudo la gente que son voluntarios en el extranjero lo están haciendo más por la experiencia que por lograr un progreso duradero en un país desfavorecido. Para empeorar las cosas, los jóvenes a menudo no tienen la experiencia necesaria y las habilidades para hacer un cambio significante en el extranjero. Este voluntariado a corto plazo en el extranjero es apodado como “voluntarismo.”

Aunque no es difícil hacer un impacto real. Los programas como AmeriCorps y Hábitat para la Humanidad ofrecen a los estudiantes del año sabático la oportunidad de ser voluntarios y hacer una diferencia en una manera significativa. Los voluntarios de AmeriCorps son enviados a lo largo de los Estados Unidos y pueden trabajar en un número de proyectos: respondiendo a desastres naturales, despejando senderos públicos, asistiendo a personas de la tercera edad o individuos en situación de calle, colaborando con FEMA o expandiendo la alfabetización, sólo para nombrar algunos. Generalmente, los voluntarios deben tener por lo menos 18 años y los proyectos duran de 10 a 12 meses.

Hábitat para la Humanidad es una organización cristiana que ofrecen pasantías a largo plazo tanto domésticas como internacionales y puestos para individuos que están interesados en ser voluntarios. La meta para Hábitat por la Humanidad es incrementar el acceso a las viviendas asequibles en todo el mundo, pero los proyectos también incluyen alivio de desastres y renovación y revitalización de vecindarios. Los programas varían en plazo. Los estudiantes también podrán contactar a las organizaciones de voluntariado locales y trabajar en varios proyectos por la duración de sus años sabáticos.

Cultivar.

Los jóvenes con un interés en la agricultura, sustentabilidad y ecología a menudo prefieren desarrollar su conocimiento y habilidad práctica. Trabajar en una granja, jardín o viñedo provee una experiencia mucho más relevante a los intereses ambientales de lo que una universidad lo haría. Trabajadores Dispuestos en Granjas Orgánicas (WWOOF, por sus siglas en inglés) es una organización que conecta voluntarios con oportunidades de trabajo en granjas en más de 60 países.

Por una baja cuota (usualmente $30-50), los posibles voluntarios pueden acceder a una red de granjas orgánicas en el país de su elección. La idea es que la granja ofrezca alojamiento y comida a cambio de cuatro o seis horas de trabajo diario. Si te gustaria ser voluntario en una granja, debes primero suscribirte en la red en el país de tu elección. Luego, puedes explorar diferentes oportunidades de voluntariado y hacer una selección final. Considera el trabajo requerido, el alojamiento que tendrás en la granja y la duración del trabajo.

Ser una niñera o nana.

Una niñera es una persona jóven (usualmente, pero no siempre, femenina) que viaja a un país extranjero para trabajar en una casa de familia. Su tareas incluyen trabajo de casa y cuidado de niños. Muchas familias prefieren que su niñera hable con sus hijos exclusivamente en inglés. A cambio del trabajo, la familia anfitriona ofrece a la niñera un salario semanal y alojamiento en la casa. De hecho, el término es en francés “au pair” que significa “a la par”. La idea es que las nanas sean tratas al igual que (a la par) como miembro de la familia. Pueden recibir beneficios adicionales como pasajes aéreos, una tarjeta de subte u ómnibus, utilidades pagas, un celular o matrícula a una escuela local. AuPairWorld te permite crear un perfil y luego buscar las combinaciones de familias en cualquier área del mundo. Si ya tienes un destino específico en mente, intenta en uno de las decenas de sitios web, como Au Pair París o Au Pair en España.

Mochilero.

Si estás buscando una aventura más grande que te lleve a múltiples destinos, considera un viaje de mochilero. En estos días, ir de excursión por Europa o Sudamérica es casi un rito de paso para los hombres y mujeres del aire libre. Sitios como Savvy Backpacker pueden ayudarte a mapear tu itinerario europeo. South America Backpacker puede ayudarte a hacer lo mismo al sur del Ecuador. Los largos viajes de mochileros a través de tierras extranjeras requieren mucha planificación de antemano. El bloguero de viaje Nomadic Matt ofrece consejos de bancos, comidas, hostels y más. También podrías cortar costos usando Couchsurf para dormir en sofás de los lugareños gratuitamente.

Página actualizada: 04/2018